Icono del sitio Lexcam

Subvención a las pymes que reduzcan su jornada laboral

lexcam imagen generica posts

En el proyecto piloto existente, el Ministerio de Industria y Comercio dará hasta 150.000 euros a las pequeñas y medianas empresas (pymes) que implanten la jornada laboral de cuatro días sin reducir los sueldos. Estas pymes tendrán que aplicar una reducción mínima del 10% de la jornada laboral y mantener este plan durante, al menos, dos años.

Este proyecto cuenta con un presupuesto de 10 millones de euros y se espera que beneficie a unas 60 o 70 pymes y se pretende que estas mejoren la productividad, la conciliación laboral, la igualdad de oportunidades y la salud física y mental de los trabajadores.

Para respaldar este esfuerzo inicial, el Gobierno prevé ayudas directas temporales por los costes asumidos por la empresa como consecuencia de la reducción de la jornada y de implementación de nuevas fórmulas organizativas y la formación, como constaba en el proyecto sometido a consulta pública. También se planteaba la posibilidad de financiar de forma parcial los costes salariales de los trabajadores que se sumen a la reducción de la jornada laboral, los costes de formación relativa a la optimización del tiempo de trabajo, los costes de colaboraciones externas o los costes de personal interno necesarios para el diseño o rediseño de procesos.

En cuanto al plan, afectará únicamente a personas trabajadoras con contrato indefinido a tiempo completo y en ningún caso afectará a las retribuciones salariales que correspondieran al 100% de la jornada laboral. La medida deberá afectar a un porcentaje mínima de la plantilla, que oscilará entre al menos el 30% de los empleados en las empresas de hasta 20 trabajadores y el 25% en los centros de trabajo de entre 21 y 249 personas.

Por su parte, el límite máximo subvencionable para gastos de personal afectado por la reducción de la jornada laboral será de 150.000 euros, para el primer año de aplicación del proyecto. Por costes de formación se darán ayudas de hasta el 100%.

Beneficiarios

  1. Podrán acogerse a las ayudas establecidas en esta orden las sociedades que tengan consideración de pequeñas y medianas empresas, con personalidad jurídica propia legalmente constituidas en España y debidamente inscritas en el registro correspondiente, que no formen parte del sector público y que desarrollen una actividad industrial.

Se entenderá que el solicitante desarrolla una actividad industrial si las actividades para las que solicita ayuda financiera se encuadran en las actividades incluidas en el anexo I (Sectores de actividad de las potenciales entidades beneficiarias), y ha desarrollado dichas actividades al menos durante un periodo de tres años contados hasta la fecha de fin de plazo de solicitud. Deberán tener su domicilio fiscal y su principal centro operativo de trabajo en España y mantenerlos, al menos, durante toda la duración del proyecto piloto.

Proyectos piloto de reducción de la jornada laboral

Estos proyectos piloto deberán tener, al menos, el siguiente contenido:

  1. Compromiso empresarial de reducción de la jornada laboral ordinaria a tiempo completo que refleje una reducción mínima del 10 por ciento de la jornada en cómputo semanal. Este compromiso se establecerá para una duración temporal mínima de dos años
  2. Compromiso empresarial relativo a que la reducción de la jornada laboral ordinaria realizada en los términos precedentes, en ningún caso afectará a las retribuciones salariales que legal o convencionalmente correspondiesen al 100 % de la jornada laboral.
  3. Deberá de garantizarse que el número de mujeres participantes en el proyecto responda al porcentaje de distribución de género existente en la totalidad de la plantilla con contrato indefinido a tiempo completo, permitiéndose una desviación del 10 %.
  4. La propuesta del número de personas trabajadoras participantes en el proyecto piloto realizada por la empresa debe afectar como mínimo a un porcentaje de la plantilla de la empresa o centro de trabajo, en los términos que se determinan a continuación, en función del tamaño del mismo: Empresas o centros de trabajo de hasta 20 personas trabajadoras: al menos al 30 % de las personas trabajadoras.
  5. Medidas organizativas o formativas para optimizar el tiempo de trabajo a implementar durante toda la duración del proyecto piloto, que redunden en la mejora de la productividad de la empresa.
  6. Indicadores que midan la mejora de la evolución de la productividad del trabajo en la empresa o centro de trabajo que serán evaluados periódicamente.

Desde Lexcam estamos a vuestra disposición para ampliar ésta información.

Salir de la versión móvil